Ejercicio no. 2: el Mar

NarrativaElMarValeriaGascon

El Mar, hijo adoptivo de la Lluvia y la Montaña, tenía prohibido jugar con los niños que llegaban a su orilla.  Sus madres, sin embargo, no soportaron ver la soledad de su hijo, y crearon una sola regla, por la cual el niño ahora  espera paciente todos los días:

Si algún niño se internara más allá del límite  que sus padres le han permitido, y no respondiera a su llamado más de tres veces, Mar entonces tiene permiso para venir a jugar.

Los que deciden ir con él gustosos, duermen dentro de conchas gigantes y juegan con los caballos de mar a todas horas. Los otros, esos que lloran y patalean, negándose a ir con él, se convierten enseguida en comida para ballenas.

LOCACIÓN

Continuando con las sesiones del taller de narrativa que tomé,  este es otro de los ejercicios que más me han servido. Se trataba de pensar en una historia y su escenario. Podíamos elegir el paisaje, ya fuera para plantear a partir de ahí las acciones o para convertirlo en un personaje fundamental de la narración. Yo, por supuesto,  elegí lo segundo, y armé una historia para mi ilustración.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s